lunes, 20 de mayo de 2013

Canelones de carne, los auténticos



Aprovechando que ayer domingo el plato estrella fueron los canelones de carne es una buena ocasión para haceros partícipe de la receta que si bien es un plato italiano, aquí tiene una gran aceptación siempre y cuando sean los auténticos canelones de carne, aunque el relleno puede variar en los ingredientes al gusto del consumidor. Además con las placas que simplemente hay que cocer apenas se tardan en elaborarlos y gusta tanto a niños como a los mayores.

Ingredientes


  • 60 g de mantequilla o tres cucharadas
  • 1 cebolla pequeña bien picada y 1 diente de ajo
  • 400 g de carne picada magra (se puede mezclar entre ternera y cerdo para que quede más jugosa)
  • Sal y pimienta
  • 250 g de tomates en lata enteros y pelados con su jugo cortados en trozos grandes
  • 100 g de mortadela bien picada 
  • 1 yema de huevo
  • Nuez moscada
  • 12-14 placas de canelones precocinadas
  • 150 g de queso parmesano
  • Bechamel




Elaboración

Vamos primeramente con el guiso de la carne. Ponemos la mantequilla y derretimos a fuego moderado, incorporamos la cebolla hasta que adquiera un tono dorado. A continuación incluimos la carne picada y dejamos que se cocine hasta que se le quite el color crudo. Agregamos la sal y pimienta.

A continuación agregamos los tomates y, en cuanto comiencen a hervir, reducir a fuego muy lento. Cocinar hasta que los tomates se hayan consumido y separado de la mantequilla, es decir unos 35-45 minutos. Dejamos enfriar y posterior agregamos la mortadela, yema de huevo, la nuez moscada y el queso parmesano. Mezclamos todo muy bien con un tenedor. 

Ahora vamos con las placas de los canelones. Los introducimos en un recipiente de agua caliente a punto de hervir, al cual agregamos sal. Para que las placas no se peguen es mejor echarlas una a una y dejarlas que apenas cuezan durante 30-40 segundos. A medida que vamos sacando las placas las pasamos por agua fría y las vamos poniendo en pañitos para que absorban el agua. Rellenamos con el relleno de carne, enrollamos y las ponemos en una fuente para horno.

A continuación vertemos la bechamel sobre los canelones asegurándonos queden bien tapados,  espolvoreamos con el queso y lo metemos en el horno previamente caliente y lo dejamos hasta que la parte de arriba se dore, alrededor de 15 minutos.



¡! Buen provecho ¡¡

No hay comentarios:

Publicar un comentario